La UCI (unión ciclista internacional) ha anunciado que continuará probando el uso de frenos de disco en 2016, con hombres y mujeres ciclistas profesionales autorizados para utilizar la nueva tecnología de frenado en las carreras desde el primero de Enero. Si esta fase de pruebas es un éxito, los frenos de disco será oficialmente legalizados desde 2017.

La segunda fase de prueba permitirá a los ciclistas de equipos profesionales usar los frenos de disco en las carreras del 2016. Se espera que esto provoque el uso generalizado de los frenos de disco durante la temporada 2016.

Algunos equipos han dicho  que no tienen frenos de disco en las bicicletas listas para cada ciclista desde el inicio de la temporada, pero se espera que los frenos de disco los tendrán disponibles a nivel profesional para las clásicas de primavera en abril.

Shimano y Sram ya han puesto en marcha sus sistemas de freno de disco, con Campagnolo esta cerca de completar sus pruebas de manera que cuatro equipos profesionales pueden utilizar los frenos Campagnolo de disco durante 2016.

El uso de frenos de disco en 2016 se le dio la aprobación final durante la reunión de miembros de la UCI reunidos en Basilea. En un comunicado de prensa, la UCI dijo que todas las partes interesadas, pilotos, mecánicos, organizadores, proveedores de servicios neutrales, los equipos y la industria de la bicicleta, representada por la Federación Mundial de Industrias de Artículos Deportivos (WFSGI), han decidido continuar con el uso de frenos de disco en las carreras de carretera profesional en 2016.

La introducción de los frenos de disco, al comienzo creará un pelotón mixto, con algunos ciclistas que utilizan frenos de disco y otros en frenos de pinza tradicionales. Ha habido preocupación de que esto podría causar accidentes debido a diferentes técnicas de frenado y los tiempos de frenado. Sin embargo fabricantes de bicicletas están presionando para que el uso de frenos se extienda a todos tan pronto como sea posible y no se cree un pelotón mixto por que puede ser un problema.

Varios equipos y ciclistas que han probado los frenos de disco en la segunda mitad de 2015, con el nuevo sistema han considerado una mejora respecto a frenos de pinza, especialmente en mojado. Sin embargo, algunos corredores están preocupados por diferentes tiempos de frenado en un pelotón apretado y lesiones por quemaduras por el contacto con el disco caliente en accidentes. El cambio de rueda durante carreras serán más lento debido a la utilización de ejes pasantes.

NO COMMENTS

LEAVE A REPLY